EEUU

Google pospone el regreso de sus trabajadores a las oficinas en todo EEUU

Ante el surgimiento de la nueva variante del COVID-19, la empresa esperará hasta el año que viene para que los empleados pueden regresar de manera segura a un "entorno de trabajo estable y a largo plazo".

Telemundo

Ante el surgimiento de la nueva variante del COVID-19, la empresa esperará hasta el año que viene para que los empleados pueden regresar de manera segura a un “entorno de trabajo estable y a largo plazo”.

Después de todo, Google no requerirá que sus empleados regresen a las oficinas el 10 de enero como se esperaba, según un correo electrónico enviado a los empleados el jueves y visto por CNBC.

El vicepresidente de seguridad de la compañía, Chris Rackow, escribió en el correo electrónico a los empleados de tiempo completo que esperará hasta el nuevo año para evaluar cuándo las oficinas de EEUU, pueden regresar de manera segura a un "entorno de trabajo estable y a largo plazo". Ninguna de las ubicaciones de EEUU, adoptará el mandato de trabajo híbrido el 10 de enero como estaba planeado, decía su correo electrónico.

La nueva guía se produce después de varios retrasos anteriores y dado que se esperaba que la mayoría de los empleados de la empresa regresaran a las oficinas físicas tres días a la semana. También se produce cuando una parte pequeña pero creciente de los empleados de la empresa lucha contra el mandato de vacunas de la empresa.

Los funcionarios de salud en los EEUU y en todo el mundo dicen que están preocupados de que la nueva variante de Ómicron del Covid-19, que tiene unas 50 mutaciones, pueda resultar más transmisible que las cepas anteriores y evadir la protección de las vacunas hasta cierto punto.

El correo electrónico de Rackow decía que Google permitirá que ubicaciones específicas decidan sus cronogramas para devolver a sus respectivas fuerzas de trabajo locales a la oficina. Los "Equipos de respuesta a incidentes locales" de Google también ayudarán a determinar el "nivel de riesgo" de cada oficina, dijo.

Rackow dijo que, si bien ya no se requerirá que los empleados regresen el 10 de enero, la compañía aún alienta a los empleados a que continúen ingresando "donde las condiciones lo permitan, para que se vuelvan a conectar con sus colegas en persona y comiencen a recuperar la memoria muscular de estar en la oficina con más regularidad". "La compañía dará a todos los empleados de tiempo completo que lo necesiten un período de 30 días para hacer la transición al horario híbrido, según la nota.

"Volveremos a aprender nuestros ritmos de trabajo juntos en 2022, lo que trae nuevas oportunidades y nuevos desafíos a medida que experimentamos con formas más flexibles de trabajar", dijo.

Continuó diciendo que la compañía ha abierto hasta ahora el 90% de sus oficinas en EEUU y en las últimas semanas, ingresaron casi el 40% de sus empleados en EEUU.

Si bien el correo electrónico de Rackow no menciona la última variante del Covid-19, Google supuestamente les dijo a sus empleados en Europa, Medio Oriente y África que pospondría su plan de regreso a la oficina para esas ubicaciones, ya que la nueva variante y las restricciones de viaje continúan creando incertidumbre.

En un comunicado a CNBC, un portavoz de la compañía dijo que Google había mencionado anteriormente el 10 de enero como la fecha más temprana para un posible regreso y reiteró que ha abierto de manera segura más del 90% de sus oficinas en EEUU. "Continuaremos determinando cuándo reabrirán las oficinas y comenzaremos la semana laboral híbrida en función de las condiciones locales, que son dinámicas y varían mucho entre ubicaciones".