Almena y Harris serán juzgados por homicidio involuntario

DÍAS
HORAS
MINUTOS
SEGUNDOS

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Un juez dictaminó el jueves que Derick Almena y Max Harris serán juzgados por homicidio involuntario por la muerte de 36 personas ocurrida hace un año durante un incendio en la boga conocida como “Ghost Ship” o “Barco Fantasma” en Oakland.

    Jeffrey Horner, juez de la Corte Superior del Condado de Alameda dijo que la fiscalía presentó suficiente evidencia para continúan con un caso penal contra Almena y Harris.

    Hornes dijo que durante la audiencia testigos del caso describieron al Barco Fantasma como una trampa mortal.

    Almena alquilaba el galpón donde murieron las 36 personas mientras participaban en un concierto de música electrónica el 2 de diciembre de 2016. Harris vivía en el edificio y un testigo testificó que estaba a cargo del concierto que no tenía ningún tipo de autorización para llevarse a cabo.

    El almacén había sido convertido en un lugar donde artistas y músicos habitaban por lo que no tenía alarmas ni rociadores contra incendios.

    Los fiscales del caso indicaron que tanto Almena como Harris realizaron esta actividad a sabiendas de que era una trampa mortal ya que el lugar solo tenía una entrada y una salida.

    Testigos como Aaron Marin, quien vivía en el almacén, describió el lugar como un “museo” lleno de instrumentos musicales, remolques y otros artículos.

    Un segundo testigo afirmó que el lugar vivían entre 15 y 25 personas y que los inquilinos pagaban 565 dólares de alquiles a Harris.

    La Ciudad de Oakland fue criticada después del incendio por una serie de fallas que permitieron que el almacén funcionara ilegalmente a pesar de las numerosas quejas a funcionarios de la ciudad.

    Este incendio fue califórnica el peor siniestro en la historia de Estados Unidos.