Supremo falla a favor de mantener mandatos para vivienda asequible

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    TELEMUNDO 48

    Las ciudades de California tienen una autoridad amplia para requerir de desarrolladores que incluyan un porcentaje de vivienda asequible en nuevos proyectos, decidió la Corte Suprema el lunes.

    El fallo mantiene intacto los requerimientos de vivienda asequible en más de 170 ciudades de California, incluyendo San Francisco y otras ciudades del Área de la Bahía, en donde el precio de vivienda se ha disparado.

    [Relacionado: ¿Costo de la indigencia en Silicon Valley? $520 millones]

    El fallo final se produce luego de que desarrolladores demandaran a la Ciudad de San José por una ley del 2010 que indica que el 15 por ciento de las unidades de vivienda de un nuevo proyecto deben de estar a la venta por debajo de los precios de mercado.

    La Asociación de Construcción de California argumentó que la ciudad falló en justificar el requerimiento, y que debe de basarlo en una evaluación de cualquier efecto negativo que tenga la vivienda a precios de mercado.

    El Supremo estuvo de acuerdo con San José, explicando que los requerimientos de la ciudad no le imponen al desarrollador dedicar una porción de su proyecto al público o pagar dinero al público.

    La ley solo restringe la manera en que los desarrolladores pueden utilizar la propiedad, lo que recae sobre “la discreción de la ciudad de regular el uso de propiedad real para servir los intereses legítimos del público en general y la comunidad”, escribió el Juez Presidente del Tribunal Supremo Tani Cantil-Sakauye.

    [TELEMUNDO 48 RESPONDE: Derechos de los inquilinos a la hora un desalojo]

    En este caso, esos intereses estaban aumentando la cantidad de vivienda asequible en la ciudad y situando estas unidades en proyectos de desarrollo económicamente diversos, añadió el juez presidente.

    Una decisión que hubiese afectado el argumento de los desarrolladores hubiese afectado los requerimientos de ciudades alrededor del estado y requerirle que una análisis económico que la asociación de constructores estaba pidiendo, escribió Tim Iglesias, experto en leyes de vivienda en la Escuela de Derecho de la Universidad de San Francisco, en un resumen antes de que la decisión fuese publicada. Esto podría haber resultado en un requerimiento menor de vivienda asequible, añadió.

    “Básicamente hubiese descarrilado esas leyes”, dijo. “Y si regresan, regresarían posiblemente con un impacto menor”.