Cientos acuden a tramitar su licencia

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Oficina del DMV en San José comenzó el viernes a procesar licencias de conducir para inmigrantes sin importar su estatus migratorio. (Published viernes 2 de enero de 2015)

    Más de un centenar de solicitudes fueron procesadas el viernes en la mañana en la oficina del Departamento de Vehículos Motorizados, al este de San José, para que inmigrantes puedan obtener una licencia de conducir sin importar su estatus migratorio.

    “Es emocionante para mí”, dijo Ana, quien llegó a la oficina, ubicada en Senter Road, desde las 5 a.m. “Ya voy a andar sin miedo a que me quiten el carro”.

    Ana es parte de los 1.4 millones de inmigrantes indocumentados que residen en California y que se podrían beneficiar de la Ley AB 60, medida que busca mejorar la seguridad en las carreteras y hacer más fácil la vida de los inmigrantes.

    [Relacionado: Préparate para solicitar la licencia de conducir]

    California es ahora uno de los 10 estados que concede licencias de conducir a inmigrantes sin estatus legal en el país. El centro de procesamiento de licencias en San José, el único en el norte de California, abrió en noviembre para atender a la comunidad inmigrantes que con este nuevo beneficio se podrán integrar mejor a la vida en California.

    “Llevamos ya un año preparándonos”, dijo Artemio Armenta, portavoz del DMV. “Queremos que la gente traiga sus documentos en orden, sus pasaportes, sus documentos que muestren identidad y residencia”.

    Para Armenta, la implementación de AB 60 significa que “ya no hay razón para no obtener una licencia de manejar”

    [Relacionado: Acceso a seguro de auto a bajo costo]

    En un comunicado, el DMV anunció que a eso del mediodía habían atendido a sobre 6,000 personas que fueron a tramitar una licencia bajo AB 60 en todo el estado. Se espera que en todo el día se procesen unas 9,000 citas.

    “Ahora vamos a poder andar en paz y vamos a beneficiarnos mejor con respecto a aseguranzas y todo lo demás”, dijo Fernando Pedroza, quien recibió su licencia el viernes. 

    La oficina en San José cuenta con 180 empleados y una veintena son bilingües. El examen se puede tomar en español a un costo de $33. El centro estará abierto el sábado de 8 a.m. a 5 p.m.