Cuestionan la seguridad del Bay Bridge

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Getty Images
    Ingenieros concluyeron que los errores de construcción son mínimo y no presentan una amenaza. Por su parte, portavoces de Caltrans dijeron que el riesgo de grietas es remoto.

    Algunos cables y varillas del nuevo Puente de la Bahía se están oxidando y según expertos, esto puede ocasionar daños estructurales si la oxidación empeora, reportó un medio local.

    Estos hallazgos podrían tener implicaciones a largo plazo para la nueva construcción, que va de San Francisco a Oakland, reportó el diario Sacramento Bee.

    La estructura de $6.5 billones tiene un solo cable compuesto de 137 barras de acero, amarrado de una torre y la parte de abajo del puente. Los cables están asegurados dentro de recámaras diseñadas para mantener el agua y el aire marino fuera y evitar la oxidación.

    La oxidación fue encontrada dentro de uno de los cuartos en donde el cable de suspensión está empatado, según el diario.

    Ingenieros dijeron que la oxidación provoca que las varillas estén más susceptibles a romperse.

    Este no es el único reporte sobre fallos en la construcción del Bay Bridge que ha surgido recientemente.

    Según el diario San Francisco Chronicle, la firma de ingenieros que diseñó el nuevo puente, T.Y. Lin International, advirtió al Departamento de Transporte de California cuando se culminaba la construcción que algunas de las soldaduras de la parte suspendida del puente podrían partirse de formar prematura con el golpe constante de los vehículos.

    Caltrains permitió a los encargados de la construcción soldar secciones de acero fabricadas en China que no encajaron adecuadamente, según el diario.

    Los ingenieros concluyeron que estos errores son mínimos y no representan una amenaza. Sin embargo, las grietas podrían adelantar el momento en que se tenga que reparar la multibillonaria estructura, según el San Francisco Chronicle.

    Portavoces de Caltrans dijeron que el riesgo de grietas es remoto y tuvieron que hacer un balance entre costo y las posibles complicaciones a la hora de intentar reparar las partes que fueron ensambladas incorrectamente, según el diario.

    El nuevo puente, que comenzó a ser transitado en septiembre de 2013, fue construido para ser utilizado por 150 años. La demolición del puente original se está realizando por etapas.